Congelar y renacer

Cuando llegó al pueblo, nadie huyó al notar su presencia. Un leve bufido hizo eco mientras cruzaba el arco principal. No lo podía creer. La bruja de las montañas le había advertido y había decidido negar esa tonta profecía que ahora debía protagonizar. Tras congelar instantáneamente al pueblo entero, pudo sentir cómo la magia desbordaba de él expandiéndose y devorando kilómetros del reino. A medida que esto sucedía, sintió también cómo su corazón se oscurecía con cada vida que se perdía en el hielo. Un fuerte enojo y miedo le daban la bienvenida al villano que durante años había buscado para destruir y con el cual ahora debería convivir.


Nota de la autora:

¡Holitas! Super tarde, lo sé. Sin embargo, aquí llego con el microcuento del cuarto día del Inktober 2019, escrito a partir de la palabra “Congelar”. ¿Te ha gustado? Espero que sí y te animo a compartir tu opinión en la caja de comentario o, incluso, calificarlo con estrellas. Gracias por leerme y te deseo un hermoso día.

[Total: 4 Promedio: 5]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.