Moon-Shaking Demon Novelas web

Moon-Shaking Demon 17

ARCO 1 “DEMONIFICACIÓN” : CAPÍTULO 14

MOVIMIENTOS (Humanos)


Levanté la mirada para ver los sólidos muros del castillo de Frachens, una fortaleza con el sobre nombre de indestructible, completamente construida en roca Pendraconica, una extraña roca formada por la fusión de cientos de minerales de la más alta pureza por el terrible fuego de un dragón y solidificada por miles de años, hoy en día una sola roca de esto puede valer suficiente como para comprar un pueblo entero.

Pero aquí como si quisieran mostrar su poder, una fortaleza de varios kilómetros completamente hecha en este material, su construcción tomo cerca de 600 años, más de 6 millones de caballeros y aventureros caídos para defender la lenta obra, resistió el ataque del terrible Fenrir, es más ni intentaron ocultarlo, en sus muros puedes aun ver las marcas de sus garras y poderosos poderes ígneos.

Hoy en este lugar se llevaba acabo una conferencia que comprendería todos los reyes, los grandes héroes y representantes de todas las razas.

Mis pisadas se detienen ante el gran portón de Acerantita, un grupo de guardias me detiene y me piden que me identifique.

-Esta prohibido el paso para aquellos sin invitación o suficiente rango, por favor identifícate o muestra tu invitación-

-Soy Raugnir, de Runamenta.- Con esas palabras me abrieron el paso, por supuesto, también había sacado la invitación.

Los corredores eran anchos y estaban repletos de pilares y arcos para así soportar mejor el peso y cualquier impacto, aparte todas las paredes estaban decoradas con tallas de oro y plata, solo que no eran simples decoraciones eran formaciones mágicas que aumentaban la resistencia de esta inexpugnable fortaleza.

No pude evitar suspirar ante tal despliegue de medios, a medida que recorría la infinidad posible de pasillos, encontré otros caballeros que me señalaron la ruta, al parecer algún idiota se había perdido antes.

No tarde mucho en encontrar la sala de la conferencia, era una enorme habitación circular, en ella el medio se encontraba un especie de altar para subirse y en un circulo una gran cantidad de asientos de lujos, me senté donde quise y espere con los ojos cerrados a que todo comenzará.

-Tiempo indefinido no muy largo después-

-Idiota despierta- Algo intentó golpear pero lo detuve con la mano y miré a mi agresor, era Drakanis, un viejo amigo que se había sentado a mi lado.

-Tan rudo como siempre Drak- Le respondí mientras miraba a mi alrededor sin una pizca de somnolencia.

-No has cambiado nada Rau- Esa sonrisa de héroe de novela, para ser un reencarnado como yo, este idiota eligió el camino de prota buenazo, yo prefiero ser el tipo duro.

-Atención es hora de comencemos, no me andaré con rodeos ni formalidades, pues la situación es suficientemente grave como para ignorarlos.-

-¿Qué sucede Frahm’Thaul?- Preguntó el rey de Guirmania, el reino más grande enano.

-El Festín de Guneras ha vuelto a ser convocado-

Un murmullo de sorpresa y pánico recorrió la habitación, bueno no puedo decir que no fuera afectado, incluso en mi no muy expresiva cara, había una sombra de preocupación y en cuanto miré a mi lado, Drakanis estaba temblando, no por miedo, sino, por ira, supongo que recordó el pasado.

-¡¡Eso es imposible!!-

-En efecto, Guneras fue matado y borrado, ¡es imposible que le traigan de nuevo!-

Más y más afirmaciones como esa llenaron la habitación, entonces Frahm golpeo su báculo en el suelo y se hizo el silencio.

-Se que en el pasado acabamos con el definitivamente, en cuerpo y alma, es cierto, no se como planean traerlo de vuelta pero es un hecho que hay alguna manera, os he reunido aquí para que se preparen para evitarlo y para lo peor.-

-Esta bien, ya que estoy aquí espero que me preparen una habitación, como saben no tengo un grupo, pero haré un llamado a las ordenes Drak para que se unan a nuestra causa- Drakanis se levantó y dijo esas palabras despreocupadamente, luego como era de esperar todos dijeron que si a unirse a la causa y luego una pila de formalidades y otros asuntos aburridos, por lo que seguido por Drakanis quien también odiaba este drama político salimos y nos dirigimos a los parapetos de la fortaleza, al ser construida en una especie de montaña del mismo tipo de roca, para ser más exactos se tallo la montaña para que pareciera una fortaleza. Bueno volviendo a lo que decía, las vistas eran preciosas, pero entonces, prota buenazo op no1 vino a arruinarme la escena.

-Guneras, la séptima calamidad, sino, fuera por él…quizá habría otro continente donde vivir aventuras…Sino fuera por el Rui-san…ahora…estaría….- Podía ver la ira y la tristeza en su joven rostro de más de 400 años, tenía razón pero era el pasado, había que dejarlo ir.

-Tienes razón, pero pensar en el pasado no lo arreglará ahora solo debemos enfrentar a lo que tengamos delante.

Frahm apareció de la nada con su sonrisa amable y sus ropas de sumo sacerdote elfo, el también era un amigo del pasado.

-Parece que fue bien, demonio sonriente-

-No quiero escuchar eso de ti bestia relampagueante- Ah, eso me dolió, hacía mucho que no me llamaban así, no lo dije aun, pero soy un semi-bestia de sangre pura, nivel 870, mi raza se llama “Divine Thunder Beast Lord” Sip, el nombre suena muy de novela china, ¡no es mi culpa si algún friki escribió el nombre de las razas de este mundo!

Nos dimos la mano y miramos todos juntos el horizonte, sumidos en las memorias del pasado, tan distante que no parecía nuestro.

Anterior – Índice – Siguiente

Clasificación de estrellas: Vota cuánto te ha gustado.
[Total: 0 Average: 0]